jueves, 14 de octubre de 2010

Pan candeal. Estoy confusa.

Si, es cierto estoy confusa, tengo varios problemillas en este blog, en este instante. Resulta que tengo 13 seguidores "mal número si no crece", y mis grandes lectores, son al mismo tiempo, para que veas, mis odiadores.

Es que es para estar confusa, es una paradoja, que tiene varias explicaciones, no quiero decir múltiples, porque ya me parecería exagerar. Se me ocurre, que el odio que despierto en ellos les obliga a salir de su silencio, que no te creas que no hay que despertar odio, pero odio, odio.

Podría ser, como ya había mencionado antes, que se aburran, simplemente se aburren y mi blog les llena esos momentos.

La última conclusión es que nadie más me lee, y eso ni lo quiero pensar, aunque a "ellos" les encantaría que mi conclusión fuera esa. Pero no, concluyo que mis odiadores son fieles, leales, buenos odiadores y sobre todo constantes, y eso no tiene precio.

Hoy un pan candeal también, como otros que vereís aquí, compré tres paquetes de harina candeal, así que le tengo que dar salida, prometo no volver a comprarla en una buena temporada. Bien este pan me resulto perfecto para un bocadillo, vosotros comeroslo con gusto, sin miedo a las calorías, ellas que sufran.

Pan candeal.

350ml de agua.

2 cucharaditas de sal.

2 cucharaditas de azúcar..

250gr de harina de fuerza, la mía Harimsa.

250gr de harina candeal.

1 sobre de levadura de panadero seca.

A mano.

Con el agua tibia, agregar la sal, el azúcar y la harina mezclar y añadir la levadura. Amasar durante diez minutos y dejar reposar 2 horas o hasta que doble su volumen. Meter en el horno precalentado a 240º y cuando hayan pasado 20 minutos, bajar el horno 220º. Recordar que el pan estará hecho, cuando al darle golpes en la parte de abajo, suene a hueco.

Panificadora.

Ir metiendo todos los ingredientes en la cubeta, tal y como aparecen. Programar pan normal, tostado oscuro, peso 750gr.

Comer sin prisas, con deleite a ser posible.





Un sandwich de lechuga, tomate, queso en lonchas y jamón york, sencillo y rico.