domingo, 6 de febrero de 2011

Tarta de manzana casera. Me gustan las tartas de manzana.


Este domingo inauguro este nuevo apartado de "Tartas de manzana" porque me encantan, nunca fallan. Una tarta de manzana es un valor seguro, no puedes quedar mal, siempre gustan, son para mi gusto, las reinas de las tartas.

Las hay con cremas, sin crema, en bizcocho, en tartaletas, strudel, crostata, crumble no se puede pedir más a un solo ingrediente. Tienen ese sabor dulce y a la vez un poco ácido, están crujientes y melosas todo en uno. Son versátiles, un trocito para el desayuno o con un café a media tarde, para recibir unas amigas en casa.

En fin soy una fan de las tartas de manzana, hoy os presento esta tarta que encontré en un libro. Es un bizcocho suave, con el crujiente de la manzana, me encanta!


Tarta casera de manzana.

125gr de mantequilla.

100gr de azúcar.

La ralladura de un limón.

2 huevos.

250gr de harina.

2 cucharaditas de levadura de pastelería.

Una pizca de sal.

6 cucharadas soperas de leche.

4 manzanas medianas.

2 cucharadas soperas de zumo de limón.

Para pintar 2 cucharadas soperas de mermelada de albaricoque, a mi se me olvidó y le faltaba ese brillo.

Batir la mantequilla con el azúcar y la ralladura de limón, ha de quedar una textura muy cremosa. Se van echando los huevos uno a uno, la harina la echamos alternando con la leche, y vamos batiendo. Verter esta masa sobre un molde engrasado y enharinado, reservar.

Pelar las manzanas y quitarles el corazón. Las cortamos en mitades y le hacemos unos cortes en forma de cuadrícula, las regamos con el zumo de limón, para que no se oxiden. Solo queda insertarlas en la masa, y con el horno precalentado a 180º , hornear unos 45 minutos.

Cuando la tarta esté fría, pintar con la mermelada de albaricoque para darles brillo y ese delicioso sabor. Ahora a disfrutarla con los cinco sentidos.