domingo, 31 de octubre de 2010

Buñuelos de viento. Malvada calabaza.

Esa malvada calabaza nos inunda, vayas donde vayas te la encuentras, no puedes dejar de verla. No voy a pronunciar el nombre, porque no es la "Ruperta", es esa advenediza de EEUU.



Si hablas de nuestras tradiciones, estas pasado de moda, nadie quiere echar mano, de lo que se hacía. A mi me molesta la calabaza, prefiero echarme al cuerpo las cien mil calorías de unos buñuelitos o unos panellets.



Admito la convivencia de múltiples tradiciones, pero no la absorción, a eso me niego. Así que no alargo más esto, porque estos días están hechos para volver a ver a los amigos, a familiares que vienen de otros sitios, a tus seres queridos. Son días tristes con un toque festivo, y para eso os despido hoy con estos buñuelos muy fáciles de hacer que encontré aquí, triste de mi se me ha olvidado rellenarlos!



Buñuelos de viento.



40ml de aceite.



125ml de agua.



125gr de harina.



2 huevos.



sal.



Azúcar glass.



Canela.



Calentar el agua y el aceite, en cuanto hierva se retira y se añade la harina. Dejar enfriar y añadir los huevos uno a uno. Freír en aceite, yo me he ayudado para formar los buñuelos, de un sacabolas, ha hecho su papel, unas veces mejor que otras, pero bien en general. Dejar unos segunditos en papel absorbente. Servir cubiertos de azúcar glass, a mi se me olvidó la canela, y sobre todo no olvidar compartirlos con los amigos frente a un café.